martes. 28.06.2022

Valdeorras no funcionaría sin la pizarra. Muchas industrias pequeñas, el pequeño comercio comarcal, desaparecerían o tendrían que reinventarse si las grandes empresas pizarreras dejasen de ser la base de la economía de esta zona. Así lo expresa buena parte de los comerciantes de la comarca, que muestran su preocupación ante los posibles problemas que se le puedan plantear a estas grandes empresas, porque ello irá en detrimento de su crecimiento y, en definitiva, de su futuro.

Directa o indirectamente, todas las pequeñas y medianas empresas de Valdeorras beben de la buena marcha de las canteras que trabajan en nuestros montes; que exista la posibilidad de que el buen funcionamiento de estas empresas se vea perjudicado por la subida de los precios del suelo en el que trabajan, preocupa al comerciante, que a pie de calle recuerda los tiempos de crisis en los que se vio envuelto el sector, cuya debilidad hizo temblar la economía de la comarca desde los cimientos.

Para todos ellos el apoyo a las canteras es crucial, porque son las que proporcionan trabajo a la población, que a su vez consume en las tiendas, una retroalimentación necesaria que de perderse conduciría a un cambio del plan de futuro, a la búsqueda de nuevas áreas de negocio, de nuevos clientes o incluso un cambio de localidad que evitase la extinción del negocio.

Carlos Manuel Terán, Ricardo Terán, S.L., O Barco de Valdeorras: «Aquí todo es minifundio. La actividad principal puede ser la pizarra pero muchos se dedican a la agricultura como actividad complementaria». «En épocas duras de la pizarra, cuando hubo eres y demás, lo hemos notado especialmente».

Javier Ferrer, Bravo Lux A Rúa y 13/14 O Barco: «Si funciona bien lo hace para todo el mundo, para la hostelería y para el comercio. Si no funciona la pizarra no funciona nada».

Raúl, Nabor y Jorge, Metal Tres, Vilamartín: «El 70% de la gente que trabaja aquí lo hace en la pizarra y el otro 30% dependemos de ese 70% que trabaja en la pizarra». «Se trabaja para un cliente que es empleado de la cantera, si no existieran no tendríamos trabajo». «No habría otra entrada de dinero si no fuese por la pizarra».

Iván Núñez, Trebal, Rubiá: «Trabajamos para el mantenimiento de las canteras de pizarra, si desaparecieran tendríamos que cambiar el plan de futuro, buscar nuevos clientes o mudarnos de localidad».

Estela Vega, Flores Esnat, O Barco: «Nosotros hemos vivido siempre gracias al sector de la pizarra y si hay trabajo en este sector viene gente a residir aquí es todo un bucle que mejor gracias a la pizarra».

Audio. El comercio valdeorrés, preocupado por el futuro del sector pizarrero