domingo. 25.02.2024

La asociación de Discapacitados de Valdeorras, Disvalia volverá con fisioterapia, pilates y los cursos que ya habían comenzado

La Asociación de Personas con Discapacidad de Valdeorras, Disvalia tiene ya la vista puesta en la «nueva normalidad» y retomará sus actividades en el próximo mes de julio. Así lo ha dado a conocer su presidenta, Begoña Dacal quien ha recordado que los socios son personas de riesgo por lo que han vivido el estado de alarma aislados y sin poder salir.

En el mes de marzo, y con la declaración de la alerta sanitaria, la asociación suspendía los servicios que tenía puestos en marcha como son pilates, fisioterapia o cursos con el fin de no correr ningún riesgo. Pero el contacto telefónico y las videollamadas ha sido constantes con el objeto de conocer cómo se encontraban los socios así como sentirse arropados. «Las redes sociales y los móviles echaban humo», bromea Dacal quien recuerda que son más vulnerables y se tuvieron que cuidar más.



«En mi caso particular, realicé la compra online y además el servicio de dependencia no falló, algo que para nosotros es muy importante», destaca la presidenta quien añade que también las farmacias dispensaron los medicamentos y les facilitaron la obtención de los mismos. «Debemos aplaudir la labor de los trabajadores de las farmacias, supermercados etc. que han estado al pie del cañón y nos han ayudado en todo momento», asegura.

Ahora, la asociación se plantea ya la vuelta a la normalidad tomando las medidas de seguridad necesarias. «Hay que seguir viviendo, así que con las medidas oportunas, volveremos a nuestras rutinas», destaca la presidenta quien señala que actividades como la fisioterapia son fundamentales para los más de 20 socios con los que cuenta la asociación.



Servicio Atendo

Por otra parte, cabe recordar que a finales del pasado 2019, la asociación reclamaba a Renfe que el «Servicio Atendo» sea permanente, las 24 horas. El problema es que en la actualidad, los usuarios deben pedirlo con 12 horas de antelación cada vez que van a viajar. «Nos han dicho que no tienen presupuesto para tenerlo 24 horas. Seguiremos reclamándolo pero al menos podemos disponer de él solicitándolo con tiempo», destaca la presidenta.

Barreras

arquitectónicas

Respecto a las barreras urbanas en O Barco, la presidenta señaló que están a la espera de la situación de la piscina municipal. «La verdad es que el concello es generoso y nos suele hacer caso en las reclamaciones pero tenemos que ver cómo ha quedado la piscina», relata y señala que, una vez se retome la actividad normal, incidirán en la necesidad de rebajar el bordillo de alguna calle. «Donde peor acceso tenemos es en Correos, que no podemos acceder a la oficina. A mí me atienden por la puerta de atrás pero lo deseable sería tener acceso», ha explicado la presidenta.


Disvalia retomará su actividad en el mes de julio