martes. 16.08.2022

Optar por alimentos frescos, echarse crema y no exponerse en las horas centrales son otros consejos básicos

El verano ha tardado en llegar pero durante las últimas jornadas el calor está haciendo presencia en Valdeorras. Tanto es así que el pasado fin de semana se llegaron a rozar los 40ºC en varios puntos de la comarca.

Es cierto que ahora las mañanas y las noches ya son más frías, pero para evitar problemas como un golpe de calor, es necesario extremar algunas medidas. «Para protegernos sería fundamental utilizar el sentido común, aunque no siempre lo hacemos», señala Carlos Revuelta, médico del Centro de Salud de O Barco.



Los paso son sencillos. En primer lugar, hidratarnos. Es necesario beber entre 1,5 y 2 litros al día. Lo más recomendado es utilizar el agua, del tiempo, aunque también podemos optar por zumos naturales o leche. «No podemos olvidarnos de ofrecérsela a niños, ancianos y enfermos crónicos». Además, hay que tener en cuenta que a medida que pasan los años vamos perdiendo la sensación de sed.

Otro punto a tener en cuenta es evitar las máximas horas de calor y, en el caso de no poder hacerlo, protegernos con ropa adecuada. Tampoco podemos olvidarnos de las cremas solares que nos ayudarán a evitar quemaduras y males mayores con el paso de los años.



En casa la recomendación pasa por mantener las persianas bajadas en las horas de sol y abrir para que corra el aire.

En cuanto a la alimentación es imprescindible evitar comidas copiosas, como podría ser un cocido, y calientes. «Es mejor optar por platos frescos como gazpachos, ensaladas, frutas, verduras...».

Sencillos consejos que nos ayudarán a llevar mejor estos días calurosos.

Aquí puedes escuchar el audio completo:

Agua y mucha precaución para combatir las altas temperaturas