domingo 29/5/22

Las fuertes lluvias y ráfagas de viento de la borrasca Belle producen numerosos incidentes en la comarca

Una patrulla de la Guardia Civil de Tráfico del destacamento de O Barco se desplazó el punto kilométrico 36 de la N-536 a su paso por Pumares (Sobradelo) alertando a los conductores de un desprendimiento que cortaba un carril.

«El desprendimiento en N-536 resuelto sin novedad por conservación de carreteras. Ya se encontraba la vía expedita, es decir —sin obstáculos ni estorbos— a la llegada de la patrulla», informan desde la Guardia Civil.

El personal de mantenimiento de carreteras también ha tenido que realizar una salida para retirar señales de obra y barreras New Jersey de la travesía de O Barco a la altura del puente de Viloira. Las fuertes rachas de viento y el mal acondicionamiento de estas barreras —es necesario llenarlas de agua o arena para que no se desplacen— hizo quese desplazasen varios metros de su ubicación, dificultando la circulación.



Además este Cuerpo de Seguridad del Estado también recomienda precaución si se conduce por la OU-122 a partir del punto kilométrico la nieve dificulta la conducción, desde el PK. 20, «nivel negro por nieve».

Bella no dejó títere con cabeza y más bien se asemejo a «Bestia».

Guardia Civil en la OU-122

Imágenes cedidas.

Desprendimientos en la N-536 cortan un carril a su paso por Pumares (Carballeda)