martes 7/12/21

Un cartel sobre el nuevo procedimiento de atención al ciudadanos del concello ha causado la polémica

El concello de A Rúa ha modificado su método de atención al público. Un cambio que busca, según informa el alcalde de A Rúa, Álvaro Fernández, ser más eficientes a la hora de resolver las dudas y consultas de los ciudadanos de la villa.

En la mañana del martes, 5 de noviembre, se colocaba un cartel en el que se informa a los vecinos y vecinas que la cuestión que quieran plantear al equipo de gobierno debe hacerse en primer lugar en ventanilla. «Nuestra intención es dar mejor servicio. Que no lleguen y vean que el alcalde está ocupado, o no está, y tengan que regresar otro día», explica Álvaro Fernández, alcalde de A Rúa.



En el caso de que en ventanilla no se puede solucionar la consulta, se intentará que sea un concejal quien la resuelva. «En el caso de que ninguno de estos pueda hacerlo, entonces intentaré atenderle yo en el mismo día si es posible. Pero a veces la agenda está sobrepasada y no se puede, por lo que se le da cita para otro momento. No es que no se quiera», confesaba Fernández.

Estas explicaciones llegan tras las críticas por parte de la portavoz del BNG de A Rúa, María Albert quien aseguraba que «nunca, ningún alcalde da Rúa, do partido que fose, precisou de dous filtros para recibir á veciñanza»..

Una acusación que Álvaro Fernández niega rotundamente. «Si una personas tiene una urgencia, se le soluciona fuera del horario. Pero durante la mañana intentamos sacar adelante todo lo que tenemos previsto hacer. Hay también reuniones de concejales y no en todo momento podemos atender al ciudadano». Eso sí, explica que en el caso de que sea algo muy urgente, «se puede interrumpir la reunión».

A esta nueva forma de actuar se une también la posibilidad de utilizar una teléfono de atención al ciudadano —643952244— intentado así ser más ágiles en los trámites del concello.

Álvaro Fernández: «Nuestra intención es dar mejor servicio al ciudadano»