lunes. 03.10.2022

La Televisión de Galicia emitió el cumpleaños de Inés a través de dos programas, el de Roberto Vilar y el Luar de Gayoso

No pudo estar rodeada de su familia, sus vecinos y sus amigos pero fue más vista que nunca. A primera hora de la mañana su cumpleaños abría las noticias de este digital, una entrevista hecha en días anteriores, las felicitaciones de su familiares agrupadas en un vídeo en el que de fondo sonaba la canción elegida por su nieta Almudena y la felicitación de la alcaldesa, en otro tiempo también vecina suya era la primera sorpresa para Inés.

Después vendrían los regalos que su vecinos le dejaron en la puerta, un ramo de flores, bombones, un collar de caramelos. Todo es poco para esta centenaria alegre y coqueta.



Más guapa y radiante que nunca nos contaba esta tarde, al pasar por delante de su casa que la había llamado Roberto Vilar el presentador del programa Land Rober de la TVG y que también iba a salir a la noche en el de Gayoso, en Luar. Apagó las velas en directo delante de las cámaras de la televisión gallega y le desearon toda la felicidad del mundo aunque, felicidad y alegría es lo que le sobra.

Inés junto a la pancarta firmada por su familia

Su casa, adornada con un brillante uno al que acompañaban los dos ceros, estaba decorada con una pancarta echa por sus hijos, nietos y biznietos. A falta de no poder acercarse a cantarle el cumpleaños feliz, por esto del estado de alarma en el que nos encontramos, pintaron una felicitación con corazones que albergaba el nombre de cada uno de ellos.

Los coches pitaban cuando pasaban por delante de la casa, los vecinos hacían que se asomase a la ventana, un no parar todo el día. Al final una celebración como se merecía, por todo lo alto.

Muchos regalos y mucho cariño para esta centenaria de Petín

¡Felicidades Ines! y que por lo menos cumplas uno más que a estás edades hay que ir pidiendo de uno en uno.

Conversación mantenida con Ines esta tarde cunado salimos a grabar los aplausos de la ocho:

Inés celebró sus cien años con muchas sorpresas