martes. 28.06.2022
OLYMPUS DIGITAL CAMERA
OLYMPUS DIGITAL CAMERA

La seguridad del peregrino que realiza el Camiño de Inverno es una de las preocupaciones de la Asociación del Camiño de Santiago a su paso por Valdeorras y de los concellos por los que discurre éste. Tanto es así que alcaldes, miembros de la directiva y expertos en el área mantuvieron una reunión para buscar una solución al tramo que discurre entre Vilamartín de Valdeorras y A Rúa.

La presidenta de la asociación, Asunción Arias destacó que son más de 600 metros que discurren por la N-536 en un tramo sin arcén, por lo que los caminantes transitan por la calzada. “Ahora el peligro no es elevado porque no hay muchos peregrinos pero cuando crezcan en número si será peligroso para ellos”, destacó Arias.

La solución por la que se inclinan los responsables es desviar el trazado por la parte de arriba, paralelo a la N-120.  Para comprobar si esta es la ruta idónea, parte de los asistentes a la reunión realizarán esta parte en fechas próximas. Después de este recorrido, tendrán un nuevo encuentro para ver si dicha solución es factible.

“Esta parte del Camiño era más peligrosa pero el alcalde de Vilamartín creo un arcén de tierra, dentro de su termino municipal, algo que no se puede hacer en A Rúa”, concluyó Arias.

Alcaldes, expertos y asociación luchan por la seguridad del Camiño