viernes 3/12/21

Tras varios días de trabajo en la comarca, el equipo de la Entidad Nacional de Certificación (ENAC) ha concluido la auditoría realizada en el Consello Regulador de la DO Valdeorras, con “una impresión positiva, de mejora y de que transitamos por la senda correcta”, explica su presidente, Jose Luis García Pando. El fin, la obtención de un informe positivo que permitiría la obtención de la acreditación que proporciona el ente nacional, según la norma UNE-EN ISO/IEC 17065.

Los resultados, que se darán a conocer en los próximos meses, apuntan a una mejora en relación a la primera auditoría realizada por la ENAC en el Consello en 2014. Conseguir la acreditación finalmente posibilitaría “certificar nuestros vinos, reforzar la marca Valdeorras y abrir nuevos mercados para nuestros blancos y tintos”, detalla. Además, su obtención es una exigencia de la Organización Común de Mercados Agrícolas de la UE para todos los órganos de control de calidad de los consellos reguladores.

Entre los diversos parámetros que la ENAC ha tenido en cuenta para estudiar la concesión del citado certificado, se encuentran las cantidades de uva y vinos producidos o el desarrollo de determinados procedimientos de control de la actividad vitivinícola en la comarca.

El fin último del trabajo de la Entidad Nacional de Certificación es generar confianza en la Administración, mercado y sociedad en general avalando la competencia técnica de los organismos de evaluación de la conformidad, laboratorios, entidades de inspección, de certificación y verificadores. Se trata de una organización sin ánimo de lucro cuyas actuaciones se basan en principios de imparcialidad, independencia y transparencia.

"Impresión positiva" de la ENAC tras la auditoría en la DO Valdeorras