jueves. 29.02.2024

A las 8.00 horas de este largo 29 de noviembre, los trabajadores de Irosa y Samaca comenzaban una jornada muy particular. Se estaban jugando sus puestos de trabajo y ellos no formaban parte de ese juego. Somos comarca llegó a la esplanada que separa las dos empresas a la misma hora que ellos y  a través de  vídeos queremos que «sintáis» lo acontecido.

La llegada de la secretaria judicial estaba prevista hasta las 9.30 horas, así que la espera se tornaba larga, pensamos que podíamos entrevistar a los miembros del comité de empresa y así lo hicimos.

La aparición de la secretaría judicial y otros profesionales de la abogacía vino acompañada de 13 vehículos de la Guardia Civil  ocupados por los miembros de este cuerpo. Un despliegue que los presentes opinaban era desproporcionado pero que yo no estoy yo tan segura que de producirse algún altercado hubiesen tenido el mismo convencimiento.

La secretaria se reunió con las partes en una de las entradas de Irosa pero, decidieron que sería mejor  seguir dentro de las oficinas. A la salida y tras llegar,  otra vez a un acuerdo se  procedió a cerrar los dos portones que dan acceso a las naves de producción de Irosa para, desde allí bajar a la notaría a rubricar el acuerdo.

Con la firma, las llaves de todas las puertas volvieron a sus propietarios y a las 15.18 horas se abrió la última berja, la primera en cerrar la de Samaca. Alegría y abrazos entre los trabajadores y también del presidente del grupo de empresas, Rogelio López.

La jornada en imágenes:

¡Y las puertas volvieron a abrirse!