sábado. 02.07.2022

Todo lo que debes saber acerca de la ropa de cama

Descubre qué es la ropa de cama, los tipos que hay y cómo puedes escoger los productos de mejor calidad dentro del mercado para descansar mejor
Todo lo que debes saber acerca de la ropa de cama
Todo lo que debes saber acerca de la ropa de cama

La ropa de cama es imprescindible en el día a día. Es el momento de saber por qué es tan importante y cómo puedes sacarle el máximo partido. 

Si alguna vez te has preguntado si existe ropa de cama para personas con sobrepeso, es porque realmente no sabes qué son esta clase de prendas. La respuesta es que sí y esto es todo lo que debes saber para comprar la mejor.

Es necesario partir de una base a la hora de tomar decisiones que involucren tu salud. Escoger los mejores productos está en tus manos. 

Si hablamos de la cama y sus partes, seguro que ya comienzas a entender qué es la ropa de cama. ¿Cuál es su función, además de proporcionarte un descanso?

Qué es la ropa de cama

La ropa de cama son aquellas prendas usadas en el dormitorio para poder aportar varias funciones a las personas.

La primera es que sirve para proteger el colchón y la almohada. La segunda es proporcionar abrigo y suavidad durante las noches durante el periodo de sueño.

Es habitual tener dificultades para encontrar ropa de cama que de verdad encaje en nuestros gustos. Los distintos tipos de telas y los diferentes climas hacen que optes por unas u otras.

Por otro lado, la ropa de cama para personas con sobrepeso era todavía más difícil de encontrar, aunque ahora podrás encontrar más oferta en el mercado. 

Tipos de ropa de cama

La cama está compuesta de varias piezas y cada una de ellas es necesaria para un correcto descanso. 

Sábana

La sábana es la prenda principal y más importante de la cama. La función es proteger el colchón y ser la base para el resto de prendas de la cama. 

Podrás encontrar dos tipos de sábana:

  1. Sábana bajera: Es la sábana que se coloca justo encima del colchón o de la funda del colchón para protegerlo. Está en contacto directo con la piel. Suelen ser ajustables, para permitir una mayor sujección y evitar movimientos mientras dormimos. 
  2. Sábana encimera: se coloca en la parte superior de la cama, puede usarse para cubrirnos o como base para colocar encima de otras prendas, como mantas, colchas o edredones. 

Colcha

Es una prenda de la ropa de cama que se empleaba de forma decorativa y de protección, pero hoy en día se emplea como ropa de abrigo también. Existen varios tipos de colcha: bouti, tejida, piqué o cubrecama. 

Edredón

Es una prenda aislante que mantiene el calor en la cama. Está formado por dos capas de tejido con relleno en su interior.

El relleno se distribuye por toda la superficie de manera uniforme, por lo que proporcionará calor por toda la cama. Existen varios tipos: ajustable, nórdico, conforter, colcha-edredón, etc.

Funda nórdica

Es una de las prendas de cama más elegidas durante el invierno. Está formada por dos capas de tejido con forma de sobre, cosidas a ambos lados pero abiertas en la parte inferior. 

Por la apertura insertar el edredón en el interior y lo distribuyes por toda la tela para colocarlo encima de la cama.

Saco nórdico

Está compuesto por 3 piezas. una de ellas se coloca en la parte superior de la cama, con su relleno. A su vez, se une a la sábana bajera mediante una cremallera.

Funda de almohada

Se coloca sobre la almohada para protegerla y así permitir que dure mucho más tiempo. 

Mantas

se coloca encima de la sábana encimera y permite aportar toda la temperatura agradable que necesitas en cualquier noche fría. 

¿Cómo saber qué ropa de cama es de buena calidad?

La ropa de cama es una de las cosas más importantes, además del colchón, para descansar adecuadamente todas las noches.

El tejido de la ropa de cama se compone principalmente de algodón, de poliéster o una mezcla de ambos. 

En el caso de las prendas de ropa de cama de algodón notarás que es una fibra natural y que la suavidad y protección durante las noches es mucho mejor. Favorece el descanso, es transpirable y no causa alergias en la piel. 

Las prendas de poliéster suelen ser más baratas, aunque no son las más recomendadas si padeces alguna enfermedad, alergia o sobrepeso. La falta de transpirabilidad puede afectar a la piel, a los músculos y, por ende, al descanso. 


Ahora que ya sabes algo más acerca de la ropa de cama, es el momento de que renueves tu cuna del sueño con prendas de la mejor calidad.

Como recomendación, comprar ropa de cama para todas y cada una de las partes es un principio esencial. Recuerda hacerte siempre con los productos de mejor calidad y acordes a tus necesidades. 
 

Todo lo que debes saber acerca de la ropa de cama