domingo 24/10/21

El pleno de Vilamartín trata la polémica sobre el Camiño de Inverno

«Se están haciendo obras ilegales que constan en abrir un nuevo camino por fincas privadas. Algunas con permiso y otras no», ha asegurado Enrique Álvarez Barreiro
somoscomarca_vilamartin_pleno_concello_concelleiros_pinto_rique_enriquealvarez_2021 (13)
El pleno de Vilamartín trata la polémica sobre el Camiño de Inverno

El cambio del trazado del Camiño de Inverno en el tramo entre A Rúa y Vilamartín sigue generando polémica. El pleno ordinario del mes de septiembre del concello regido por Enrique Álvarez Barreiro también ha tratado hoy este tema tras una pregunta de José Pinto, portavoz del PP. 

Álvarez Barreiro ha explicado que el alcalde de A Rúa, Álvaro Fernández, visitó hace unos días el concello para ver cómo iban las actuaciones del nuevo trazado, con el cual el regidor vilamartinés no está de acuerdo. «Se están haciendo obras ilegales que constan en abrir un nuevo camino por fincas privadas. Algunas con permiso y otras no», asegura. 

La polémica ya surgió hace unos meses cuando se decidió que la alternativa más factible para ambos pasaba por un camino natural entre ambos concellos. Una solución que debe pasar por los técnicos de Patrimonio del Xacobeo y que Vilamartín no apoya. «Nosotros hicimos en su día los deberes y gastamos el dinero por el camiño que mandó la Xunta».

Una obra que abarca tramo de 500 metros entre San Miguel de Outeiro y A Rúa  y que tuvo un coste de 40.000 euros. «A Rúa y la Xunta tienen ahora un problema en su tramo y el alcalde quiere decidir sobre Vilamartín para salvar el culo del», aseguraba, «pasando el muerto a Vilamartín». Y es que el tramo de carretera que supone el peligro es titularidad de la Xunta. «Si quieren hacer un camino nuevo tienen que tener licencia del concello y como no es así, se ha ordenado paralizar las obras. Si no lo hacen, comenzaremos con otros trámites. Que decidan los técnico. Yo no daré el permiso a pasar por ahí hasta que el juez me lo diga.».

Bajada del IBI

Otro de los puntos del día tratados en el pleno fue la bajada del Impuesto sobre Bienes e Inmuebles —IBI— del 0,8% al 0,6%. Finalmente fue aprobado por unanimidad, aunque con ciertas discrepancias entre gobierno y oposición por el tiempo que se ha tardado en realizar esta reducción. 

El pleno de Vilamartín trata la polémica sobre el Camiño de Inverno