jueves 9/12/21

El PSdeG exige la vuelta al accionariado de los concellos de Trives y Manzaneda

“Por ahora Oca Nova Manzaneda sigue con la gestión de la estación y el Consello de Administración deberá valorar cómo proceder a partir de este momento”, esta es la afirmación dada desde la consellería de la Xunta de Galicia ante la pregunta: qué ocurrirá con la estación de montaña de Manzaneda después de que el concurso para su gestión haya quedado desierto.

Cabe recordar que el pasado mes de junio, Estación de Invierno Manzaneda S.A. (Meisa) inicio el procedimiento para adjudicar la gestión de las instalaciones. La empresa francesa STEM Internacional parecía que iba a ser la adjudicataria, al ser la única que seguía en la puja pero, finalmente, la Mesa de Contratación determinó que no cumplía las bases de contratación.

La licitación de este contrato comprende las tareas administrativas y las referidas a la práctica de deportes de invierno, otros deportes, ocio y esparcimiento, incluyéndose asimismo la explotación del servicio de restauración y alojamiento. El contrato tendrá una duración de tres años.

El adjudicatario tendrá, entre otras responsabilidades, que mantener las infraestructuras y equipamiento de MEISA en las debidas condiciones; dar continuidad a la explotación de las instalaciones; ofertar, como mínimo, deportes de invierno para todas las edades, así como servicio de restauración, de actividades, de piscina y SPA y alojamiento; abonar los importes correspondientes a los gastos corrientes de las instalaciones, así como los gastos de limpieza, conservación, reparación y mantenimiento; las instalaciones de la estación de montaña girarán bajo denominación comercial y rótulo en los que se incluirán la identificación del establecimiento, “Estación de invierno Manzaneda”; mantener actualizada la página web de la que dispone MEISA, así como las redes sociales.

También deberán presentar anualmente un plan de mantenimiento y conservación de las instalaciones; definir el contexto organizativo de los trabajadores: organigrama, definición del puesto de trabajo, responsabilidades, competencias y distribución del tiempo de trabajo, y presentar el presupuesto previsto para el año natural.

El Consejo de Meisa está formado desde principios de este año por la Xunta y la Diputación de Ourense, después de que los concellos de A Pobra de Trives y Manzaneda fueran apartados por primera vez en 40 años de la mesa de administración. En 2016 ambos consistorios rechazaron acudir a una ampliación de capital, lo que les dejó con un paquete accionarial residual del 0,14%. No obstante los dos socios mayoritarios aceptaron ceder un asiento a ambos cargos políticos hasta que en enero de 2020 se les apartó definitivamente.

PSdeG-PSOE

Por su parte, el PSdeG-PSOE ha mostrado su preocupación ante estos hechos y han calificado la gestión como "errante". Ante estos hechos, los socialistas reclaman “el inmediato retorno” de los ayuntamientos de Trives y Manzaneda al consejo de administración de Meisa (Manzaneda estación invernal S.A.), “tras ser apartados a la fuerza con el único fin de ocultar a los partidos que no son el PP, la información relevante que allí tratan”. “Aquella estrategia para dejar fuera de las decisiones de Meisa a los dos únicos municipios en los que localiza el complejo de montaña, fue una muestra del arraigado oscurantismo y la falta de transparencia de los accionistas mayoritarios: Junta y Diputación”, advierten.

La espantada del gerente a través de un mensaje de Whatsapp hace unos días es el último paso en una escalada de despropósitos y destrozos contra la estación y contra las comarcas de su entorno”, señalan los socialistas antes de advertir que Manzaneda queda “totalmente abandonada, sin gerencia y sin empresa” cuando está a punto de comenzar la temporada de deportes de invierno “por culpa de la gestión caciquil del PP”. “También mostramos nuestra inquietud por los 38 trabajadores ─a mayor parte de la comarca─ que están en ERTE desde marzo, abandonados por los responsables políticos y empresariales de Meisa”, lamentan.

Desde el PSdeG-PSOE cuestionan si “realmente es Baltar quien está maniobrando” para “dejar desierto intencionadamente el concurso público” de 580.000 euros, “con el fin de tramar una posterior adjudicación a dedo, sin cumplir con los requisitos mínimos de transparencia, publicidad y equidad que regulan los procedimientos abiertos de concurrencia competitiva”

Oca Nova Manzaneda continuará, por el momento, gestionando la estación