sábado. 10.12.2022

Estos vehículos se encuentran en el depósito municipal y tras varios trámites han pasado a ser considerados residuos sólidos urbanos

Tras casi un año de trámites, 14 coches abandonados saldrán del depósito de vehículos del municipio de O Barco. Ha sido una de las principales labores desarrolladas por la Policía Local, que necesitaba espacio en este lugar.

Algunos de estos vehículos se encuentran abandonados desde hace años. Normalmente esto suele deberse a tres factores principales: pertenecen a una empresa que ha cerrado; el propietario no puede pagar el seguro y la ITV, o el titular ha fallecido y sus herederos no se acuerdan de este. «Otras veces es porque se van a vivir fuera y se olvidan del coche», explica Fernando Lozano, Oficial Jefe de la Policía Local de O Barco.



«Retirar un vehículo es un largo proceso. Desde que detectamos que ha sido abandonado, hasta que pasa a ser un residuo sólido urbano, transcurre casi un año». En primer lugar deben dar avisos y localizar al titular y en el caso de que esto no sea posible, «hay que hacer una resolución de la alcaldía y publicar en el BOE que este coche está en el depósito».

Una vez que se lleva a cabo la resolución del alcalde dicho vehículo pasa a ser considerado residuo sólido urbano, momento en el que puede ser enviado al desguace. Es lo que ahora va a ocurrir con 14 coches. «Por fin vamos a retirarlo. El propietario no se da cuenta de que tenerlos ahí genera un coste de 4 euros diarios, más el desplazamiento de la grúa y la infracción por no tener seguro e ITV. Si podemos, recuperamos el gasto, pero no siempre es posible».

Desde la Policía Local informan de que, en el caso de que una persona quiera deshacerse de un vehículo, «puede ceder el coche al ayuntamiento y nosotros nos ocupamos de hacer los trámites para enviarlo al desguace».

Si desea escuchar la entrevista completa a Fernando Lozano, pinche en el siguiente enlace:

14 vehículos del depósito de O Barco, al desguace