martes 19/10/21

El «bipartito» funcionó en A Rúa, valoran PSOE y BNG

Ambas formaciones políticas consideran que el pacto de gobierno se cumplió al milímetro y que no hubo discordancias en la ejecución del proyecto conjunto para el municipio

El bipartito de A Rúa, PSOE-BNG ha funcionado. Al menos ese el balance que realizan ambas formaciones políticas. Consideran que la fórmula de gobierno en los últimos cuatro años ha estado presidida por el entendimiento, la sintonía, respeto en el reparto de áreas, coordinación y ausencia de rencillas a la ahora de afrontar un trabajo conjunto por el municipio de A Rúa.

El alcalde, el socialista Luis Fernández Gudiña, señala que el trabajo conjunto PSOE-BNG se ha ejecutado en armonía y que se fueron cumpliendo los objetivos que se marcaron como grupo de gobierno. Teniendo en cuenta el camino hacia las elecciones municipales, argumenta que ahora mismo es muy pronto para hablar de pactos futuros de gobierno cuando  ni siquiera se ha entrado en la «arena política» de la campaña.

Eso sí, si cuatro años son relativamente cortos para ejecutar proyectos y dos son todavía menos. Pero la alternancia en el gobierno local «foi positiva, aínda que cunha marxe de tempo pequena para poder facer mais cousas», dice.

Considera que algunas instituciones no se han volcado lo suficiente con A Rúa y que el apartado económico ha limitado las muchas iniciativas que se querría haber ejecutado. «A Rúa non tivo dende o punto de vista institucional a compensación que merecía, tendo en conta que é un municipio de 4.400 habitantes», dice Fernández Gudiña. En este sentido, cita que ha hecho solicitudes que «muchas veces no fueron atendidas y otras sí». De este modo, opina que se atiende más a criterios políticos que de población, u otros, en el reparto de las ayudas institucionales.

Luis Fernández Gudiña y María González Albert, en el pleno de este mes de marzo

Por su parte, la ex alcaldesa y cabeza visible del BNG, María González Albert, argumenta que «estamos satisfeitos ca experiencia. Sendo duas forzas políticas diferentes como somos, con ideas distintas, fumos quen de facer un grupo de traballo coordinado, que creo que foi bó para A Rúa».  Tilda de interesante este gobierno. «BNG e PSOE temos que entendernos e nos catro anos así o fixemos».

Ambos coinciden en que la alternancia en el gobierno se cumplió, sin que el pacto se resquebrajase en ningún momento, y que en esto tienen mucho que ver las personas, que muchas veces están por encima de los partidos. Y es que a lo largo de la historia municipal de otros concellos de la provincia ourensana no siempre han obtenido buenos resultados los «bipartitos» y «tripartitos».

«Coñezo compañeiros que estiveron en gobernos tripartitos e tiveron a súas complicacións. Tamén é certo que non é mesmo traballar cunhas personas que con outras. Eiquí funcionou», esgrime María González, para compartir el pensamiento de LuisFernández de que «dous anos para desenvolver un proxecto é pouco, escaso».

PSOE y BNG, insisten que es muy pronto para hablar de futuros pactos, cuando todavía no se ha entrado de lleno ni en la campaña y cada uno de los dos grupos aspira a gobernar en solitario.

El «bipartito» funcionó en A Rúa, valoran PSOE y BNG