jueves 9/12/21

Rosa Díaz, el ejemplo de que "querer es poder"

Rosa ejerce como enfermera de cirugía mayor ambulatoria en el Hospital Público de Valdeorras. Además es licenciada en antropología y derecho, madre, e investigadora en acto
somoscmarca_rosadiaz_enfermerahpv_2021-11-02
Rosa Díaz, el ejemplo de que "querer es poder"

Madre, enfermera, licenciada en antropología y derecho, e investigadora en acto. Ella es Rosa Díaz, a quienes sus compañeros, su familia, y su marido, han querido hacerle un homenaje. Pero además, para el resto, es el ejemplo de que "querer es poder".

Rosa ejerce como enfermera de cirugía mayor ambulatoria en el Hospital Público de Valdeorras. Es de A Rúa y, su apego a la comarca y a la familia hace que no se plantee irse, a pesar de las muchas ofertas que recibe. Un gesto a valorar en estos tiempos donde tan necesarios son los profesionales en el rural. Tiene su plaza, que consiguió gracias a una oposición.

Un aprobado que consiguió mientras se licenciaba en antropología y, nada más y nada menos, era madre. Explica que estudiar una oposición puede ser algo tedioso. «Te pasas mucho tiempo estudiando lo mismo y yo me acabo aburriendo». Es por ello que decidió matricularse por la UNED. «Al tener enfermería solo tienes que cursar 4º y 5º. Me gustó muchísimo».

Pero en este tiempo se cruzó con una asignatura de derecho. En 2012 finalizó su licenciatura y decidió probar. «Me di cuenta que la enfermería está muy centrada en la rama sanitaria, pero le falta mucha cultura general. Y probé». En 2018 ya se había graduado. 

Pero, ¿y cuál es el secreto? Rosa lo tiene claro. «La familia. Si no tienes un equipo detrás que te apoye, es muy difícil». Recuerda como, cuando su hijo era pequeño y tenía exámenes en Ponferrada, sus padres o su marido la acompañaban para que el bebé tomara el pecho antes y después de cada prueba. A eso hay que sumarle dos ingredientes más: «constancia y ganas. Eso no quita que haya momentos donde quieras tirar la toalla».

Pero este no es todo el mérito de Rosa. Hace poco publicaba su trabajo de fin de grado en libro. «Lo hice sobre la responsabilidad civil del personal sanitario». Además, tras la petición de un compañero del servicio de ginecología, se animó a introducirse en el mundo de la investigación, donde todavía trabaja. «Todo es cuestión de echarla ganas y para adelante».

Rosa Díaz, el ejemplo de que "querer es poder"