martes 19/10/21

Pocos sobresaltos en la nueva normalidad de los exámenes de la DGT

Pocas dudas y muchas medidas de seguridad fueron las principales premisas en el primer exámen post-pandemia que se realizó en la comarca

Alumnos, profesores y examinadores realizaron entre este martes y miércoles en O Barco los primeros exámenes post-covid, tras más de 3 meses sin pruebas evaluatorias en la comarca y tras casi 1 mes con los centros de formación del conductor abiertos.

Para evitar problemas desde la Jefatura de Tráfico se envió a todas las autoescuelas una guía con todas las normas a llevar a cabo en el momento del examen.

Entre las nuevas normas están la de desinfectar el puesto del conductor entre alumno y alumno, además el conductor irá con su profesor y el examinador a la hora de realizar la prueba.

Manuel Gómez, coordinador del Centro de Exámenes de la Dirección General de Tráfico subrayó que no hubo muchos problemas por parte del alumnado respecto a las medidas de seguridad, únicamente alguna mascarilla que se caía por debajo de la nariz, pero nada más.

Destacó también que ahora el examen teórico se realiza con más separación entre mesas, los alumnos deben llevar mascarillas y guantes, este último elemento no es obligatorio en el práctico, pero si que se debe llevar mascarilla. «Hemos comentado a las autoescuelas que las mascarillas las pongan en nuestra presencia y sean nuevas, para evitar que estén en desuso o que no tenga las medidas de protección adecuadas».

Por parte de los examinadores afirmó que esperaban con ganas la vuelta de las pruebas, que en Ourense ya se llevan realizando desde hace 15 días. «Somos los primeros que teníamos ganas de retomar la situación porque esta pandemia fue dura para todos. Para las autoescuelas pasar tanto tiempo sin ingresos es complicado, el autónomo al fin al cabo a final de mes tiene que pagar los gastos. Los vehículos detenidos no generan ingresos».

Jacobo Arias de Autoescuela Valdeorras comentó que comenzaron con las pruebas con miedo ante la situación que se vive en estos momentos, pero fue más llevadero de lo esperado. «Ha sido novedad, pero creo que fue satisfactorio, por lo menos en nuestra autoescuela hemos quedado contentos, ya estamos esperando a los resultados de mañana. Hay que adaptarnos a esta nueva forma de examinar. Es una nueva forma de vida y tenemos que adaptarnos. Esperemos que el siguiente examen venga con ganas, ilusión y menos miedo».

El alumnado también ha notado la diferencia respecto a la anterior prueba celebrada en el mes de marzo, Paula Pérez, que se presentó este martes a examen destacó que ahora solo puede ir ella en el coche, mientras que en marzo iba con un compañero. Además en su caso los elementos a usar durante la prueba de circulación estaban envueltos en plástico, además de tener que desinfectar los zapatos, usar mascarilla y aplicar gel hidroalcohólico en las manos.

La próxima fecha de realización de exámenes en la localidad será el 1 de julio.

Foto: Autoescuela Valdeorras.

Pocos sobresaltos en la nueva normalidad de los exámenes de la DGT